عربي English עברית Deutsch Italiano 中文 Español Français Русский Indonesia Português Nederlands हिन्दी 日本の
Conocer a Alá
  
  

Under category Evaluaciones Contemporáneas Cristianas de la Profecía de Muhammad (saaws)
Creation date 2010-02-21 05:21:57
Article translated to
English   
Hits 3274
Envíe esta página a un amigo
English   
Envíe esta página a un amigo Imprimir Download article Word format Share Compaign Bookmark and Share

   

hans küng – sobre el profeta muhammed

la cuestión del estatus y profecía del profeta muhammed (la paz y las bendiciones sean con él) ha sido uno de los temas más cruciales y controvertidos en la historia de las relaciones entre cristianos y musulmanes.

readingislam.com presenta una serie de artículos que investigan las respuestas a las preguntas siguientes: ¿pueden cristianos reconocer la profecía de muhammed? ¿están dispuestos a considerar a muhammed (la paz y las bendiciones sean con él) como un profeta de dios?

estos artículos estudiarán esos eruditos cuyos puntos de vista han generado un debate animado dentro del cristianismo y que han contribuido sustancialmente y positivamente a la evolución del diálogo entre cristianos y musulmanes. ellos son: montgomery watt, kenneth cragg, hans küng y david kerr.

en esta parte, el autor debate la opinión de hans küng.

hans küng, como teólogo católico ecuménico, comenzó su vida académica tratando con cuestiones problemáticas dentro del cristianismo. pero con el tiempo, se interesó en temas contemporáneos comunes no sólo para los cristianos, sino también para las personas de otras religiones.

según la clasificación de w. g. jeanrond sobre el desarrollo teológico de küng, su reflexión sobre el método teológico y el discurso entre el cristianismo y las religiones del mundo comenzó a principios de la década del 80', a fin de promover el diálogo interreligioso (105).

en este contexto, publicó su obra principal, el cristianismo y las religiones del mundo: caminos de diálogo con el islam, el budismo y el hinduismo, en 1984.

en cada parte de este libro, en primer lugar, él presta atención a los relatos académicos del budismo, el hinduismo y el islam y, a continuación, proporciona una respuesta crítica detallada de cada uno, como teólogo cristiano.

como erudito interesado en las religiones del mundo, küng ha intentado comprender nuevamente como teólogo cristiano y crear un ambiente positivo para que los cristianos se relacionen a los adeptos de esas religiones. para ello, estudia e estatus del profeta muhammed (la paz y la bendiciones sean con él) desde la perspectiva cristiana, en varios de sus escritos, a saber:el cristianismo y las religiones del mundo: el diálogo con el islam, ymuhammad: ¿un profeta?

examinaremos las opiniones de küng sobre el estatus y la profecía de muhammed, a la luz de estos relatos.

como destacado teólogo católico, küng, con especial referencia a nostra aetate,abiertamente y con valentía, invita a los miembros de la iglesia católica a reconocer oficialmente la profecía de muhammad si ellos quieren establecer mejores relaciones con los musulmanes. a este respecto, küng subraya:

la misma iglesia, en mi opinión, también debe respetar aquel cuyo nombre está ausente de la misma declaración, por vergüenza, aunque él y solo él dirigió a los musulmanes a orar a este único dios, para que una vez más a través de él, muhammed, el profeta, este dios 'ha hablado a la humanidad". ("las religiones del mundo" 129)

más tarde también señala la necesidad de reconocer la profecía de muhammed (la paz y las bendiciones sean con él)por parte de todos los cristianos, en el proceso del diálogo cristiano – musulmán sosteniendo que:

el cristiano que desea entablar un diálogo con los musulmanes reconoce desde el principio su propia convicción de fe, que para él o ella, jesús es cristo y por lo tanto es normativo y definitivo, pero él o ella también toma muy en serio la función de muhammed como un profeta auténtico. ("ecuménico" 124)

en nuestra opinión, debido a estas dos declaraciones, las ideas de küng merecen tomarse en serio. no menos porque sus declaraciones que, en nuestra era pluralista, en la cual más personas de diferentes tradiciones religiosas están viviendo y trabajando juntas, ya no es posible que los cristianos acepten las imágenes distorsionadas medievales del profeta muhammed (la paz y las bendiciones sean con él), tales como falso y mentiroso pseudo-profeta, un adivino y un mago.

por el contrario, insiste en la necesidad de desarrollar una comprensión cristiana nueva y positiva de muhammed (la paz y las bendiciones sean con él). para hacer esto, dice ante todo, que es necesario tener en cuenta el contexto histórico de la profecía de muhammed y su mensaje dentro de la secuencia de la historia religiosa de toda la humanidad.

desde esta perspectiva metodológica, él comenta:

muhammad es la discontinuidad en persona, una figura irreductible en última instancia, que no puede ser simplemente derivado de lo que lo precedió, pero se encuentra radicalmente lejos de ellos, porque él, con el quran, estableció nuevas posturas permanentes. ("las religiones del mundo" 25)

de este pasaje, david kerr, correctamente, llega a la conclusión de que küng toma la discontinuidad como:

 

küng llama la atención sobre las similitudes entre la profecía de muhammad y los profetas de israel, con el fin de exponer la importancia de muhammed para los cristianos

un elemento esencial para su evaluación de la originalidad de la profecía de muhammad (la paz y las bendiciones sean con él) (kerr 437). mediante el uso de esta exposición, küng aboga que "muhammad y el quran representan un salto decisivo, un punto de partida del pasado, un cambio hacia un nuevo futuro"("religiones del mundo" 25).también, küng argumenta que no hay nadie más digno de llamarse un profeta más que muhammad en toda la historia religiosa, y esto es debido a su afirmación de que él no era más que un profeta, quien llegó a advertir a las personas. dice: "cuando la historia de las religiones habla de 'el profeta', como un hombre que decía sereso, pero absolutamente nada más, entonces no puede haber ninguna duda de que se trata de muhammad"(25).

küng señala las similitudes entre la profecía de muhammed (la paz y las bendiciones sean con él) y los profetas de israel con el fin de exponer la importancia de muhammed para los cristianos. dice que al igual que los profetas del antiguo testamento, muhammed basa su trabajo no en cualquier oficina que le fue dada por la comunidad (o sus autoridades), sino en una relación especial y personal con dios.

muhammad fue un personaje de carácter fuerte, que se veía a sí mismo como totalmente concentrado con su vocación divina, totalmente ocupado con reclamo de dios sobre él, exclusivamente absorbido por su misión. muhammed habló en medio de una crisis social y religiosa.

con su piedad apasionada y su predicación revolucionaria, resistió la rica clase dirigente y la tradición de que era el guardián. muhammed (la paz y las bendiciones sean con él), quien usualmente se llamaba a sí mismo un 'advertidor', deseaba ser nada más que el portavoz de dios y proclamar la palabra de dios, no la suya.

muhammad (la paz y las bendiciones sean con él) incansablemente glorificaba al dios único, que no tolera a ningún otro dios delante de él y que es, al mismo tiempo, el creador bondadoso y el juez misericordioso.

muhammad (la paz y las bendiciones sean con él) insistió en la obediencia incondicional, la devoción y la 'sumisión' a este único dios. instó a todo tipo de gratitud hacia dios y a la generosidad hacia los seres humanos. muhammed vinculó su monoteísmo al humanismo, conectando la fe en un solo dios y su juicio para la demanda de justicia social; sentencia y redención, las amenazas contra los injustos, que irán al infierno, y promete a los justos, que se reunirán en el paraíso de dios(25–26).

aquí, küng explica el estatus del profeta muhammed a los cristianos mediante la presentación de tres pasos importantes para que ellos determinen ese mismo estatus. en primer lugar, es necesario que tengan en cuenta las particularidades de la enseñanza de muhammed (la paz y las bendiciones sean con él). en segundo lugar, compararlas con las enseñanzas de profetas anteriores, es decir, los profetas del antiguo testamento, con el fin de observar sus similitudes. y por último tomar sus decisiones acerca de su estatus, teniendo en cuenta las similitudes.

küng continúa llamando la atención con las similitudes de las enseñanzas de los profetas bíblicos y muhammad (la paz y las bendiciones sean con él), instando a los cristianos a leer el quran y la biblia, especialmente el antiguo testamento, para encontrar las respuestas para las siguientes preguntas:

 ¿acaso estas tres religiones semíticas: el judaísmo, el cristianismo y el islam — no tienen el mismo origen? ¿acaso no es el mismo único dios que habla fuerte y claro en estas religiones? ¿acaso, el antiguo testamento 'así dice el señor' no se corresponden con el quran 'dice/di', como en el antiguo testamento 've y dice' coincide con el quran 'ponte firme y advierte'. (26)

él dice que si los cristianos hacen esto, es imposible que puedan responder a estas preguntas negativamente. por lo tanto, concluye que "es sólo prejuicio dogmático cuando [los cristianos] reconocemos a amos y oseas, isaías y jeremías, como profetas, pero no a muhammad"(26)

como watt, küng insta a los cristianos a tener en cuenta el efecto de la enseñanza de muhammed a sus seguidores en arabia del siglo vii. dice que, siguiendo ese mensaje, esas personas

fueron levantaron a las alturas del monoteísmo desde el politeísmo muy mundano de la antigua religión tribal árabe. tomados en conjunto, recibieron de muhammad, o más bien del quran, un suministro ilimitado de inspiración, coraje y fuerza para hacer un nuevo punto de partida en la religión, hacia una mayor verdad y conocimiento más profundo, un avance que vitalizó y renovó su religión tradicional. en resumen, el islam, fue de gran ayuda en sus vidas. (27)

küng también recuerda a los cristianos de los siguientes hechos, al abordar las cuestiones sobre el profeta mahoma.

 

küng sostiene que como los profetas del antiguo testamento, muhammad, también merece ser llamado 'profeta' por los cristianos

dice que es bien conocido hoy que una quinta parte de la población de todo el mundo "todos se caracterizan por el poder exigente de una fe que, más que prácticamente ninguna otra, ha dado forma a sus seguidores en un tipo de uniforme"; y esas personas, los musulmanes, comparten un "sentimiento para la igualdad fundamental de todos los seres humanos ante dios y la hermandad internacional que ha logrado superar las barreras entre las razas"(26-27).

estas citas de küng implican que es el camino correcto para reconocimiento cristiano del profeta muhammed (la paz y las bendiciones sean con él), es tener en cuenta los beneficios observables de su mensaje a sus seguidores. en otras palabras, de acuerdo a küng, es necesario pasar de la teología a los efectos prácticos del mensaje sobre la vida de sus seguidores con el fin de llegar a una conclusión correcta sobre esa fe. por lo que esto implica, parece que küng adopta un enfoque similar a smith y montgomery watt.

finalmente, küng pasa a esbozar el significado teológico de este reconocimiento del profeta muhammed por parte de los cristianos. él comienza mostrando que en el nuevo testamento hay declaraciones que indican que, después de jesús, existe la posibilidad de auténticos profetas futuros. pero, küng restringe su misión a atestiguar a jesús y su mensaje por lo que es comprensible para todas las edades y todas las situaciones (27 - 28).

dentro de este contexto, en la última etapa de su examen del estatus y profecía de muhammed (la paz y las bendiciones sean con él), küng se refiere a muhammed "como testigo de jesús — un jesús que podría haber sido entendido no por los benévolos cristianos helenísticos, sino por los primeros discípulos de jesús, que eran judíos, porque, con esta tradición de jesús, muhammed recuerda a los judíos que jesús coloca en la continuidad de la historia de la salvación judía" (126).

y destaca que "este muhammad" puede ser un correctivo "profético" y

 

küng trata de volver a evaluar la situación y la profecía de muhammed a la luz de los acontecimientos de hoy en día en las relaciones entre cristianos y musulmanes.

"advertidor profético" para los cristianos, a fin de informarles que el incomparable dios tiene que presentarse   en el centro absoluto de la fe; y que la asociación con él de cualquier otros dioses o diosas está fuera de cuestión; que la fe y la vida, la ortodoxia y la ortopraxis, forman un conjunto en todas partes, incluyendo la política (129).

en uno de sus artículos que fue repartido en el club teológica de edimburgo, küng sostiene que "puedo, como cristiano estar convencido que si he escogido... jesús como el cristo para mi vida y muerte y, luego, junto con él he escogido  a su seguidor, muhammad, en la medida en que hace un llamamiento al mismo dios y a jesús"(watt 84).

como hemos observado anteriormente, como teólogo católico ecuménico y el principal defensor del diálogo interreligioso, küng intenta volver a evaluar la situación y la profecía de muhammed (la paz y las bendiciones sean con él) a la luz de los acontecimientos de hoy en día en las relaciones entre cristianos y musulmanes. de esta forma, examina la cuestión desde perspectivas tanto prácticas como teológicas.

en vista de nuestro examen de su punto de vista en el contexto de estas dos perspectivas, nosotros podemos sacar las siguientes conclusiones. en primer lugar, según küng, todos los cristianos, tanto oficialmente como individualmente, necesitan realizar alguna corrección en sus enfoques sobre el estatus de muhammed (la paz y las bendiciones sean con él) en el proceso del diálogo cristiano – musulmán, para que sus opiniones no ofendan a los musulmanes.

en segundo lugar, mientras hacen esto, es necesario tener en cuenta las similitudes entre el profeta muhammed (la paz y las bendiciones sean con él) y los profetas del antiguo testamento (la paz sea con todos ellos) y los frutos observables de su enseñanza a los musulmanes. en este tema, küng sostiene que como los profetas del antiguo testamento, muhammed, también merece ser llamado 'profeta', por parte de los cristianos.

desde la comprensión musulmana de la profecía, no hay problema en el argumento de küng, ya que de acuerdo con la enseñanza islámica no hay diferencia entre los profetas (al-baqarah 2:285).

sin embargo, desde el punto de vista cristiano su argumento necesita más aclaración para evitar la ambigüedad. porque, lo que los musulmanes entienden por este término difiere de lo que entienden los cristianos.

en tercer lugar, desde una perspectiva teológica, según küng, el nuevo testamento permite la continuación de la profecía después de jesucristo mientras dan testimonio de él en todas las épocas y toda situación.

por lo tanto, küng reconoce la profecía de muhammad viéndolo "como testigo de jesús" no como entiende por los benévolos cristianos helenísticos, pero por sus primeros discípulos y también como un "correctivo profético" para los cristianos. en nuestra opinión, hay dos importantes consecuencias de estos argumentos.

la primera es que los cristianos pueden tener la oportunidad de revisar su propia comprensión de jesús, teniendo en cuenta el entendimiento de los judíos cristianos de jesús, ya que según küng, existe una gran similitud entre el enfoque coránico y los cristianos judíos a jesús ("situación religiosa" 105 (ff)).

la segunda es que siendo un "correctivo profético" para los cristianos parece ser compatible con la enseñanza del profeta, siempre y cuando esto se entienda como una de sus funciones entre otros.

por ejemplo, en el quran, los cristianos se invitan a renunciar a sus puntos de vista extremos acerca de jesús, pero no a su enseñanza. aunque estos son consecuencias positivas, cuando se comparan a muhammed y jesús (la paz sea con ellos), küng siempre parece hacer muhammad (la paz y las bendiciones sean con él) inferior a jesús.

hay otra consecuencia negativa aquí para el desarrollo de la comprensión cristiano - musulmana. si la misión del profeta muhammed (la paz y las bendiciones sean con él) se limita a testificar a jesús para hacerlo inteligible para todas las épocas y todas las situaciones, entonces no hay diferencia entre el profeta muhammed y los autores del evangelio, y incluso las autoridades de la iglesia y los misioneros. sin duda, esto reduce el valor del profeta muhammed (la paz y las bendiciones sean con él), no sólo a los ojos de los no-musulmanes, sino también de los musulmanes.

continuará…




                      Previous article                       Next article




Bookmark and Share


أضف تعليق

You need the following programs: الحجم : 2.26 ميجا الحجم : 19.8 ميجا