عربي English עברית Deutsch Italiano 中文 Español Français Русский Indonesia Português Nederlands हिन्दी 日本の
Conocer a Alá
  
  

Under category La Sunnah en Nuestras Vidas
Creation date 2012-07-01 10:26:07
Article translated to
English   
Hits 957
Envíe esta página a un amigo
English   
Envíe esta página a un amigo Imprimir Download article Word format Share Compaign Bookmark and Share

   

 ¿cuáles son los beneficios espirituales del ayuno? (parte ii)

 

el ayuno es una protección contra los pecados

 

cometer un pecado es un acto de destrucción interna y una contradicción con respecto a aquello que es natural. una persona que comete pecados no es más que un desafortunado que se abandonó a los tormentos de conciencia y perdió todas sus habilidades y cualidades espirituales. y si sigue cometiendo el mismo pecado, entonces pierde el control del todo y ya no tiene fuerzas para retenerse.

 

hay un montón de pecados que cubren los caminos por los cuales camina el ser humano. en estos caminos, los pecados observan a las personas como una serpiente aunque se salve de uno, es muy difícil que siga a su camino sin perderse en los otros. hay que tener una fuerza de voluntad de hierro para atravesar estos caminos puesto que en caso negativo no haríamos sino rebajar nuestro ser espiritual.

 

así que el ayuno es como una garantía contra estos peligros. para algunos es como una protección contra la desviación, una precaución contra las rebeliones, un buen compañero que protege como un escudo a su amigo y que se convierte en una puerta misteriosa en las murallas del cielo para ayudarle entrar en el paraíso.

 

el mensajero de dios (la paz y las bendiciones de dios sean con él) dice: «¡oh jóvenes! si alguno de vosotros tiene la posibilidad de casarse que se case; ya que esto (el matrimonio) le protege contra los pecados del ojo lascivo. y el que no tienen posibilidad de casarse que ayune; ya que el ayuno es un escudo contra los pecados».[7]

 

el ayuno es una práctica y desarrolla la capacidad de oponerse a los deseos carnales. cuando una persona ayuna es capaz de impedir todo tipo de tentaciones y deseos negativos, y aparte de eso, con la fuerza que obtiene en esos momentos puede seguir impidiendo este tipo de deseos y tentaciones. el ayuno no significa tan sólo dejar vacío el estomago, sino es hacerle ayunar a todo lo que posee una persona, los sentimientos, la vista, el oído, el corazón y las imaginaciones; alejarlos de las cosas inútiles y dirigir a cada uno hacia el más allá. un hombre que ayuna de esta manera vive una vida halal (legal) y hay que interpretar desde este punto de vista el siguiente hadiz del profeta (la paz y las bendiciones de dios sean con él): «quien me da garantías acerca de proteger su boca y lo lascivo de su entrepierna, yo le doy garantía sobre el cielo».

 

la manera más fácil de tener bajo control la religión es el ayuno pues cuando el estomago siempre está lleno, todo el cuerpo alcanza una capacidad inmensa de energía. y esto provoca los deseos del nafs. entonces ya no puede controlar su lengua. una lengua sin control, es uno de los peligros más grandes para la vida de una persona en la más allá. y el único remedio de controlarla es restringir los deseos del nafs. como cumple con esa función, el ayuno es una receta muy aconsejable. uno de los hadices del profeta (la paz y las bendiciones de dios sean con él) también lo afirma: «que ninguno de vosotros, en los dí¬as de ayuno, no diga nada malo a nadie y no grite. si alguien le molesta, con la lengua o con la mano, que le conteste diciendo: estoy ayunando».[8] «quien no se abstiene de mentir y de malos comportamientos, que sepa que dios no necesita que él/ella deje de comer y beber».[9]

 

en resumen, el ayuno perfecto consiste en hacerle ayunar tanto al estomago como a los ojos, los oídos, el corazón, las imaginaciones y los pensamientos. es decir, protegiéndolos de los actos prohibidos y dirigir a cada uno a la servidumbre ante dios. si se puede tomar bajo control la fábrica más grande del cuerpo humano, el estómago, entonces los demás miembros se pueden manejar con facilidad.[10]

 

el ayuno enseña respetar a lo consignado

 

el ayuno enseña cómo respetar las cosas confiadas a una persona, sean ocultas o públicas. ya que no hay nadie más que dios que haga a las personas abstenerse de las bendiciones provistas, como comer y beber. el que ayuna respeta a lo largo de un día entero los límites de dios. aunque tenga todas las bendiciones bajo sus manos y que no haya nadie que lo observe sigue ayunando. porque está lleno de sentimientos de respeto hacia su deuda con dios. y este comportamiento influye en toda la vida del creyente. por consiguiente, una persona que ayuna, es siempre atento con todo lo que se le confía.

 

el ayuno enseña la importancia de cumplir la palabra

 

el ayuno es una de las oraciones en la que se manifiesta de mejor manera el sentimiento de lealtad. el siervo, en ciertos tiempos va a dejar de hacer algunas cosas y de esta manera demostrará que es fiel a su palabra. por tanto, con el ayuno desarrollará sus sentimientos de lealtad y esta será una parte de su ser. y una persona que llega a este estado sería una estatua de lealtad tanto en su vida familiar e individual como social.

 

el ayuno les enseña a las personas ser dignas

 

gracias al ayuno, el hombre coloca barreras contra las preocupaciones diabólicas causadas por su nafs, lo toma bajo control e intenta dirigir el nafs. así se abstiene de las comidas, las mujeres y las otras bendiciones mundanas y de esta manera, mantiene una vida digna y lejos de los sentimientos humanos y deseos causados por su nafs. obtienen pues el sentimiento de dignidad que el señor de los universos declara que es una aptitud de los creyentes: «de dios es el poder y de su mensajero y de los creyentes, pero los hipócritas no saben» (corán 63:8).

 

el ayuno enseña la paciencia

 

una de las ventajas principales del ayuno es el hecho de que les enseñe a los creyentes ser pacientes. realizando el ayuno, los creyentes se someten a un período de formación, porque no comen cuando tienen ganas, no beben agua cuando sienten la sed y con paciencia dicen: «estoy ayunando» cuando alguien les molesta. mientras así es como se atan las manos, los pies, la lengua, los labios y los oídos, y si conservan la paciencia se hace realidad el buraq, un corcel alado, para ellos en su viaje hacia dios se hacen dignos de ganar su placer.

 

el ayuno enseña la perseverancia y la resistencia

 

las personas pueden perder todo lo que tienen: su riqueza, sus amigos y hasta sus hijos. pueden pasar a ser pobres y miserables en cualquier momento, en todas partes. pueden sufrir penas incesantes de repente. así que, tienen que preparar su cuerpo y alma para tales desgracias inesperadas.

 

los que realizan el ayuno están listos y preparados para tales calamidades mostrando paciencia contra las fuentes más básicas de angustia tales como el hambre y la sed y acostumbrar su cuerpo y alma para los acontecimientos y situaciones más dolorosos que deberían afrontar en el futuro. en caso de tal aflicción, no pierden fácilmente la fe ni abandonan la lucha para conseguir mejores condiciones. perseveran y luchan contra los problemas, las dificultades y los tormentos.

 

además, el ayuno moldea y reforma el alma de manera más rápida y le concede al que ayuna un carácter fuerte, resuelto e inflexible. la persona que ayuna no se preocupa por los dolores mundanos ni tampoco comete injusticia. por lo tanto, el ayuno entrena al que ayuna de una manera que éste nunca deja sus principios por ninguna ganancia mundana. este es el perfecto e ideal carácter que es definido y elogiado por el islam.

 

el ayuno hace adquirir sentido de orden y armonía

 

el ayuno provee al que ayuna un sentido de orden y armonía. comer y beber en ciertos tiempos como la observación suhur (la última comida de noche antes de comenzar el ayuno) y el desayuno”iftar” en tiempos definidos les concede a los que ayunan una vida más ordenada y armoniosa. los creyentes se hacen más impacientes para observar las oraciones diarias en el justo tiempo predeterminado para cada rezo. también, realizan el rezo de la congregación (tarawih), que se hace sólo en el ramadán, el mes de ayuno. esta práctica de ayuno trae disciplina y armonía a la vida de los creyentes.

 

 

________________________________________

[1] bujari, tawhid, 35; muslim, siyam, 164; tirmizi, siyam, 55; nasai, siyam, 41; ibn maya, siyam, 1; ahmad ibn hanbal, 1:446; darimi, savm, 50.

[2] targib, 2:99.

[3] bediüzzaman said nursi, isaratüâl-icaz, pág. 94.

[4] tirmizi, daavat, 86; ibn maya, siyam, 44.

[5] muslim, zikr, 73.

[6] tirmizi, daavat, 14.

[7] bujari, sawm, 10; abu dawud, nikah, 1; nasai, siyam, 43; ibn maya, nikah, 1.

[8] bujari, sawm, 9; nasai, siyam, 42; ahmad ibn hanbal, 2/273.

[9] bujari, sawm, 8.

[10] said nursi, mektubat, 29. mektub, 7. nükte, pág.423.




                      Previous article                       Next article




Bookmark and Share


أضف تعليق

You need the following programs: الحجم : 2.26 ميجا الحجم : 19.8 ميجا