عربي English עברית Deutsch Italiano 中文 Español Français Русский Indonesia Português Nederlands हिन्दी 日本の
Conocer a Alá
  
  

Under category El Profeta Prometido de la Biblia - Dr. Monqed Bin Mahmud As-Saqaar
Creation date 2008-03-26 07:02:20
Article translated to
العربية    English   
Hits 7401
Envíe esta página a un amigo
العربية    English   
Envíe esta página a un amigo Imprimir Download article Word format Share Compaign Bookmark and Share

   

 

alguno de los títulos que la sagrada biblia le da a la nueva religión y a sus seguidores son “el reino” o “el reino de los cielos”. es la nueva religión sobre la cual jesús (la paz sea con él) confirmó su transferencia de la nación judía a otra nación. diciendo, “por eso les digo que el reino de dios les será quitado a ustedes, para ser entregado a un pueblo que le hará producir sus frutos.” mateo 21: 43.

además, los profetas se mantuvieron brindando profecías de este reino: “la ley y los profetas llegan hasta juan. desde entonces se proclama el reino de dios, y todos tienen que esforzarse para entrar en él. es más fácil que dejen de existir el cielo y la tierra, antes que desaparezca una coma de la ley.” lucas 16: 16 – 17.

el profeta juan el bautista hizo profecías sobre que el tiempo del reino estaba cerca; mateo dijo: “en aquel tiempo se presentó juan el bautista, proclamando en el desierto de judea: ‘conviértanse, porque el reino de los cielos está cerca’.” mateo 3: 1 – 2.

poniendo en peligro a los judíos, el bautista habló sobre el próximo reino, dijo: “en aquel tiempo se presentó juan el bautista, proclamando en el desierto de judea: ‘conviértanse, porque el reino de los cielos está cerca’. a él se refería el profeta isaías cuando dijo: ‘una voz grita en el desierto: preparen el camino del señor, allanen sus senderos’. juan tenía una túnica de pelos de camello y un cinturón de cuero, y se alimentaba con langostas y miel silvestre. la gente de jerusalén, de toda la judea y de toda la región del jordán iba a su encuentro, y se hacía bautizar por él en las aguas del jordán, confesando sus pecados. al ver que muchos fariseos y saduceos se acercaban a recibir su bautismo, juan les dijo: ‘raza de víboras, ¿quién les enseñó a escapar de la ira de dios que se acerca? produzcan el fruto de una sincera conversión, y no se contenten con decir: tenemos por padre a abraham. porque yo les digo que de estas piedras dios puede hacer surgir hijos de abraham. el hacha ya está puesta a la raíz de los árboles: el árbol que no produce buen fruto será cortado y arrojado al fuego. yo los bautizo con agua para que se conviertan; pero aquel que viene detrás de mí es más poderoso que yo, y yo ni siquiera soy digno de quitarle las sandalias. él los bautizará en el espíritu santo y en el fuego. tiene en su mano la horquilla y limpiará su era: recogerá su trigo en el granero y quemará la paja en un fuego inextinguible.’ entonces jesús fue desde galilea hasta el jordán y se presentó a juan para ser bautizado por él.” mateo 3: 1 – 13.

 

echemos un vistazo a las características que juan el bautista dio sobre el rey del reino.

primero: el profeta vendría después de él. por lo tanto, no puede ser jesús (la paz sea con él) que fue contemporáneo con juan el bautista.

segundo: él es fuerte, y su fuerza es superior a la fuerza de juan el bautista. tal descripción no se adapta a jesús (la paz sea con él), quien fue, como dicen los cristianos, asesinado en la cruz y cerca de juan el bautista. no hay comparación entre esto y las victorias de muhammad (la paz sea con él) sobre todos sus enemigos. él alcanzó un nivel tal de fuerza que le permitió limpiar de la tierra el paganismo, con su alma y fuego con su gran mensaje y su poderosa fuerza. nada de lo antes mencionado encaja con nadie, excepto con muhammad el mensajero de dios (la paz sea con él).

después de que juan el bautista murió, jesús (la paz sea con él) renovó la profecía de que el reino se estaba acercando: “a partir de ese momento, jesús comenzó a proclamar: ‘conviértanse, porque el reino de los cielos está cerca’.” mateo 4: 17. “jesús recorría toda la galilea, enseñando en sus sinagogas, proclamando la buena noticia del reino y curando todas las enfermedades y dolencias de la gente.” mateo 4: 23. “después, jesús recorría las ciudades y los pueblos, predicando y anunciando la buena notica del reino de dios…”      lucas 8: 1.

 

jesús (la paz sea con él) no sólo consideró realizar la profecía sobre el reino como su primera misión, sino también como la única. dijo: “pero él les dijo: ‘también a las otras ciudades debo anunciar la buena noticia del reino de dios, porque para eso he sido enviado’.” lucas 4: 43.

él ordenó a sus discípulos a difundir la noticia de que el reino estaba al alcance de la mano, dijo: “por el camino, proclamen que el reino de los cielos está cerca.” mateo 10: 7.

luego jesús (la paz sea con él) enseñó a sus discípulos a decir una frase en sus oraciones: “él les dijo entonces: ‘cuando oren, digan: padre, santificado sea tu nombre, que venga tu reino…’” lucas 11: 2. esta frase, los cristianos la practican hasta el día de hoy.

a través de todo esto, podemos decir que el mensaje de jesús (la paz sea con él) fue una profecía sobre el reino del cual juan el bautista había hablado y descrito algo de lo que pasaría. este reino vendría después de jesús, en una nación que trabajaría para ello, y que no lo perdería como lo hicieron los judíos.

 

¿cuál es este reino?

la respuesta de los cristianos es que “el reino es la prevalencia de la fe cristiana en todo el mundo después de la llegada de jesús”. algunos lo interpretan como la victoria de la iglesia sobre los ateos. otros lo interpretan como la profecía de salvación con la sangre de jesús (la paz sea con él). el sacerdote tadros jacob malaty, en su comentario sobre el libro de mateo, dijo: “el reino que fue anunciado por jesús es ‘el reino de la buena notica’ o ‘el reino del evangelio’, representado por la buena notica de salvación que dios nos dio en su hijo jesús”.

los musulmanes se preguntan cómo los cristianos niegan el significado del reino; y lo vinculan a una quimera. la iglesia fue victoriosa y gobernó europa durante muchos siglos, pero no hemos visto todo lo que valía la pena ser una profecía dada por juan el bautista, jesús o los discípulos.

de manera similar, la anunciada noticia de salvación no puede ser la profecía, por la cual jesús caminó por pueblos y aldeas hablando acerca de ella. aún sus más queridos discípulos no entendieron el significado. entre ellos estaban dos discípulos que se dirigían hacia emaús después de la crucifixión; ellos estaban llorando porque la salvación había terminado con la muerte de jesús (la paz sea con él). “él les dijo: ‘¿qué comentaban por el camino?’ ellos se detuvieron, con el semblante triste, y uno de ellos, llamado cleofás, le respondió: ‘¡tú eres el único forastero en jerusalén que ignora lo que pasó en estos días!’ ‘¿qué cosa?’, les preguntó. ellos respondieron: ‘lo referente a jesús, el nazareno, que fue un profeta poderoso en obras y en palabras delante de dios y de todo el pueblo, y cómo nuestros sumos sacerdotes y nuestros jefes lo entregaron para ser condenado a muerte y lo crucificaron. nosotros esperábamos que fuera él quien librara a israel. pero a todo esto ya van tres días que sucedieron estas cosas.” lucas 24: 17 – 21.

 

los dos discípulos eran ignorantes sobre el tema de salvación con la muerte de jesús; ellos buscaban otro tipo de salvación, una salvación mundana, que los hijos de israel estaban esperando.

 

la multitud de creyentes que presenciaron la crucifixión no sabían que la crucifixión era la profecía que jesús (la paz sea con él) dio. ellos regresaron llorando y golpeando sus pechos. “y la multitud que se había reunido para contemplar el espectáculo, al ver lo sucedido, regresaba golpeándose el pecho. todos sus amigos y las mujeres que lo habían acompañado desde galilea permanecían a distancia, contemplando lo sucedido.” lucas 23: 48 – 49.

el reino prometido no podría haber sido la salvación con la sangre de jesús. el texto menciona hechos y signos que tendrían lugar antes de la llegada del reino. entre estos signos se encuentra la creación de una nueva nación y un nuevo reino. lo que no ha tenido lugar antes de la propagación del cristianismo en el mundo, ni ha ocurrido cuando jesús fue crucificado; mateo dijo: “‘de todo lo que ustedes contemplan, un día no quedará piedra sobre piedra: todo será destruido.’ ellos le preguntaron: ‘maestro, ¿cuándo tendrá lugar esto, y cuál será la señal de que va a suceder?’ jesús respondió: ‘tengan cuidado, no se dejen engañar, porque muchos se presentarán en mi nombre, diciendo: soy yo, y también: el tiempo está cerca. no los sigan. cuando oigan hablar de guerras y revoluciones no se alarmen; es necesario que esto ocurra antes, pero no llegará tan pronto el fin.’ después les dijo: ‘se levantará nación contra nación y reino contra reino. habrá grandes terremotos; peste y hambre en muchas partes; se verán también fenómenos aterradores y grandes señales en el cielo. pero antes de todo eso, los detendrán, los perseguirán, los entregarán a las sinagogas y serán encarcelados; los llevarán ante reyes y gobernadores a causa de mi nombre, y esto les sucederá para que puedan dar testimonio de mí. tengan bien presente que no deberán preparar su defensa, porque yo mismo les daré una elocuencia y una sabiduría que ninguno de sus adversarios podrá resistir ni contradecir. serán entregados hasta por sus propios padres y hermanos, por sus parientes y amigos; y a muchos de ustedes los matarán. serán odiados por todos a cause de mi nombre. pero ni siquiera un cabello se les caerá de la cabeza. gracias a la constancia salvarán sus vidas. cuando vean a jerusalén sitiada por los ejércitos, sepan que su ruina está próxima. los que están en judea, que se refugien en las montañas; los que estén dentro de la ciudad, que se alejen; y los que estén en los campos, que no vuelvan a ella. porque serán días de escarmiento, en que todo lo que está escrito deberá cumplirse. ¡ay de las que estén embarazadas o tengan niños de pecho en aquellos días! será grande la desgracia de este país y la ira de dios pesará sobre este pueblo. caerán al filo de la espada, serán llevados cautivos a todas las naciones, y jerusalén será pisoteada por los paganos, hasta que el tiempo de los paganos llegue a su cumplimiento. habrá señales en el sol, en la luna y en las estrellas; y en la tierra, los pueblos serán presa de la angustia ante el rugido del mar y la violencia de las olas. los hombres desfallecerán de miedo ante la expectativa de lo que sobrevendrá al mundo, porque los astros se conmoverán. entonces se verá al hijo del hombre venir sobre una nube, lleno de poder y de gloria. cuando comience a suceder esto, tengan ánimo y levanten la cabeza, porque está por llegarles la liberación.’ y jesús les hizo esta comparación: ‘miren lo que sucede con la higuera o con cualquier otro árbol. cuando comienza a echar brotes, ustedes se dan cuenta de que se acerca el verano.

así también, cuando vean que suceden todas estas cosas, sepan que el reino de dios está cerca. les aseguro que no pasará esta generación hasta que se cumpla todo esto. el cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán. tengan cuidado de no dejarse aturdir por los excesos, la embriaguez y las preocupaciones de la vida, para que ese día no ciada de improviso sobre ustedes como una trampa, porque sobrevendrá a todos los hombres en toda la tierra. estén prevenidos y oren incesantemente, para quedar a salvo de todo lo que ha de ocurrir. así podrán comparecer seguros ante el hijo del hombre’.” lucas 21: 6 – 36.

su dicho “…ante el hijo del hombre” conecta el reino con la esperada persona. no estaba hablando sobre la propagación del cristianismo, sino que se refería a la aparición del profeta final, el hijo del hombre, y les estaba pidiendo que estuvieran preparados para conocerlo.

 

el reino es una nación que trabajaría según el deseo y satisfacción de dios, el señor y sustentador del universo.

“el reino es una sociedad en la tierra, que ejecuta los deseos de dios tal y como son en el cielo”, dice william barclay en su comentario sobre hechos.

en una de las parábolas de jesús sobre el reino, él explicó a sus discípulos la razón de porqué el reino sería transferido de los hijos de israel. dijo: “‘escuchen otra parábola: un hombre poseía una tierra y allí plantó una viña, la cercó, cavó un lagar y construyó una torre de vigilancia. después la arrendó a unos viñadores y se fue al extranjero. cuando llegó el tiempo de la vendimia, envió a sus servidores para percibir los frutos. pero los viñadores se apoderaron de ellos, y a uno lo golpearon, a otro lo mataron y al tercero lo apedrearon. el propietario volvió a enviar a otros servidores, en mayor número que los primeros, pero los trataron de la misma manera. finalmente, les envió a su propio hijo, pensando: respetarán a mi hijo. pero al verlo, los viñadores se dijeron: este es el heredero: vamos a matarlo para quedarnos con su herencia. y apoderándose de él, lo arrojaron fuera de la viña y lo mataron. cuando vuelva el dueño, ¿qué les parece que hará con aquellos viñadores?’ le respondieron: ‘acabará con esos miserables y arrendará la viña a otros, que le entregarán el fruto a su debido tiempo’. jesús agregó: ‘¿no han leído nunca en las escrituras: la piedra que los constructores rechazaron ha llegado a ser la piedra angular; esta es la obra del señor, admirable a nuestros ojos? por eso les digo que el reino de dios les será quitado a ustedes, para ser entregado a un pueblo que le hará producir sus frutos.’ el que caiga sobre esta piedra quedará despedazado, y sobre quien ella caiga será aplastado. los sumos sacerdotes y los fariseos, al oír estas parábolas, comprendieron que se refería a ellos.” mateo 21: 33 – 45. véase también lucas 20: 9 – 19.

¿quiénes son esa gran nación que aplastarían a toda nación que invadiría, y que cualquier nación que quisiera dañarlos sería decepcionada? son, sin duda, los musulmanes, que derrotaron a los dos estados más grandes de su tiempo, los romanos y los persas. son los musulmanes que se esparcieron, y gobernaron durante todo un siglo, las tierras entre china y francia.

la profecía anterior de mateo se refiere a una profecía en el libro de los profetas, el cual encontramos en los salmos de david sobre alguien que vendría en el nombre de dios: “yo te doy gracias porque me escuchaste y fuiste mi salvación. la piedra que desecharon los constructores es ahora la piedra angular. esto ha sido hecho por el señor y es admirable a nuestros ojos. este es el día que hizo el señor: alegrémonos y regocijémonos en él. sálvanos, señor, asegúranos la prosperidad.” salmos 118: 21 – 25.

muhammad (la paz sea con él) dijo: narrado por abu huraira: “el mensajero de allah dijo: ‘mi similitud en la comparación con los profetas anteriores a mi, es el de un hombre que ha construido una casa agradable y bonita, con la excepción de un lugar de un ladrillo en una esquina. la gente va sobre él y se pregunta sobre su belleza, pero dicen: ¿podría este ladrillo ser puesto en su lugar? así soy ese ladrillo, y yo soy el último de los profetas.’” narrado por al bujari y muslim. él fue el ladrillo que completó las profecías.

 

deberíamos señalar el error que cometió pedro cuando afirmó que jesús (la paz sea con él) era el ladrillo que los constructores rechazaron. dijo: “…sepan ustedes y todo el pueblo de israel: este hombre está aquí sano delante de ustedes por el nombre de jesucristo de nazaret, al que ustedes crucificaron y dios resucitó de entre los muertos. él es la piedra que ustedes, los constructores, han rechazado, y ha llegado a ser la piedra angular. porque en ningún otro hay salvación, ni existe bajo el cielo otro nombre dado a los hombres, por el cual podamos salvarnos.” hechos 4: 10 – 12. sin embargo, la piedra sobre la cual david y jesús hablaron era sobre una profecía victoriosa y una nación ganadora, y no estaba en los hijos de israel como jesús (la paz sea con él) declaró.

sin embargo, pedro tuvo una excusa por su error. él era un hombre iletrado, sin educación, como indican quienes escucharon sus palabras y se preguntaron sobre sus milagros. nosotros sabemos esto del escritor de hechos, que dijo con respecto a este tema: “los miembros del sanedrín estaban asombrados de la seguridad con que pedro y juan hablaban, a pesar de ser personas poco instruidas y sin cultura.” hechos 4: 13.

esta inusual parábola, que jesús (la paz sea con él) dijo habla sobre la transferencia del reino a una nación que seguiría las órdenes de dios, una nación que sería más fuerte sobre sus enemigos.

esta nación es despreciable: “él es la piedra que ustedes, los constructores, han rechazado, y ha llegado a ser la piedra angular.” sin embargo, dios eligió esta nación a pesar del asombro de los judíos sobre la transferencia del reino a esta despreciable nación. es la gran voluntad de dios. “esta es la acción de dios, y es maravilloso a nuestros ojos.”

¿cuál es esta despreciable nación? es la nación árabe, los hijos de la sirvienta agar, a quien la santa biblia ha despreciado, como dice sara: “dijo a abraham: ‘despide a esa criada y a su hijo, pues no va a heredar el hijo de esa criada juntamente con mi hijo, con isaac’.” génesis 21: 10.

despreciando orgullosamente a los árabes, pablo dijo: “pero dice la escritura: ‘echa a la esclava y a su hijo, porque el hijo de la esclava no va a compartir la herencia con el hijo de la mujer libre.’ por lo tanto, hermanos, no somos hijos de una esclava, sino de la mujer libre.” gálatas 4: 30 – 31.

jesús (la paz sea con él) dio más parábolas sobre el próximo reino. en una de ellas, explicó que el reino no sería de los hijos de israel, la nación que no merecía la elección de dios.

 

mateo dijo: “jesús les habló otra vez en parábolas, diciendo: ‘el reino de los cielos se parece a un rey que celebraba las bodas de su hijo. envió entonces a sus servidores para avisar a los invitados, pero estos se negaron a ir. de nuevo envió a otros servidores con el encargo de decir a los invitados: mi banquete está preparado; ya han sido matados mis terneros y mis mejores animales, y todo está a punto: vengan a las bodas. pero ellos no tuvieron en cuenta la invitación y su fueron, uno a su campo, otro a su negocio; y los demás se apoderaron de los servidores, los maltrataron y los mataron. al enterarse, el rey se indignó y envió a sus tropas para que acabaran con aquellos homicidas e incendiaran su ciudad. luego dijo a sus servidores: el banquete nupcial está preparado, pero los invitados no eran dignos de él. salgan a los cruces de los caminos e inviten a todos los que encuentren. los servidores salieron a los caminos y reunieron a todos los que encontraron, buenos y malos y la sala nupcial se llenó de convidados. cuando el rey entró para ver a los comensales, encontró a un hombre que no tenía el traje de fiesta. amigo, le dijo, ¿cómo has entrado aquí sin el traje de fiesta? el otro permaneció en silencio. entonces el rey dijo a los guardias: atenlo de pies y manos, y arrójenlo afuera, a las tinieblas. allí habrá llanto y rechinar de dientes. porque muchos son llamados, pero pocos son elegidos.’” mateo 22: 1 – 14.

 

en otra parábola, explicó a la gente la aceptación del reino y la sumisión a él, y le solicitó a los discípulos a aceptarlo y a someterse a él. dijo: “aquel día, jesús salió de la casa y se sentó a orillas del mar. una gran multitud se reunió junto a él, de manera que debió subir a una barca y sentarse en ella, mientras la multitud permanecía en la costa. entonces él les habló extensamente por medio de parábolas. les decía: ‘el sembrador salió a sembrar. al esparcir las semillas, algunas cayeron al borde del camino y los pájaros las comieron. otras cayeron en terreno pedregoso, donde no había mucha tierra, y brotaron en seguida, porque la tierra era poco profunda; pero cuando salió el sol, se quemaron y, por falta de raíz, se secaron. otras cayeron entre espinas, y estas, al crecer, las ahogaron. otras cayeron en tierra buena y dieron fruto: unas cien, otras sesenta, otras treinta. ¡el que tenga oídos, que oiga!’ los discípulos se acercaron y le dijeron: ‘¿por qué les hablas por medio de parábolas?’ él les respondió: ‘a ustedes se les ha concedido los misterios del reino de los cielos, pero a ellos no. porque a quien tiene, se le dará más todavía y tendrá en abundancia, pero al que no tiene, se le quitará aún lo que tiene. por eso les hablo por medio de parábolas: porque miran y no ven, oyen y no escuchan ni entienden.’

y así se cumple en ellos la profecía de isaías, que dice: por más que oigan, no comprenderán, por más que vean, no conocerán. porque el corazón de este pueblo se ha endurecido, tienen tapados sus oídos y han cerrado sus ojos, para que sus ojos no vean, y sus oídos no oigan, y su corazón no comprenda, y no se conviertan, y yo no los cure. felices, en cambio, los ojos de ustedes, porque ven; felices sus oídos, porque oyen. les aseguro que muchos profetas y justos desearon ver lo que ustedes ven, y no lo vieron; oír lo que ustedes oyen, y no lo oyeron. escuche, entonces, lo que significa la parábola del sembrador. cuando alguien oye la palabra del reino y no la comprende, viene el maligno y arrebata lo que había sido sembrado en su corazón: este es el que recibió la semilla al borde del camino. el que la recibe en terreno pedregoso es el hombre que, al escuchar la palabra, la acepta en seguida con alegría, pero no la deja echar raíces, porque es inconstante: en cuanto sobreviene una tribulación o una persecución a causa de la palabra, inmediatamente sucumbe. el que recibe la semilla entre espinas es el hombre que escucha la palabra, pero las preocupaciones del mundo y la seducción de las riquezas la ahogan, y no puede dar fruto. y el que la recibe en tierra fértil es el hombre que escucha la palabra y la comprende. este produce fruto, ya sea cien, ya sesenta, ya treinta por uno.” mateo 13: 1 – 23.

 

esta parábola bíblica coincide con un hadiz de muhammad (la paz sea con él) que habla acerca la reacción de la gente a su mensaje. dijo: “el ejemplo de guía y conocimiento con los que allah me ha enviado es como la lluvia abundante cayendo sobre la tierra, alguna parte de la tierra que es fértil absorbe el agua de la lluvia y brinda vegetación y hierba en abundancia. otro sector es duro y mantiene el agua de lluvia, y allah beneficia a las personas con ella, y la utilizan para beber, para que sus animales beban de ella, y para regar sus cultivos. otra porción es árida, y no es útil ni para mantener el agua ni para brindar vegetación (entonces esta tierra no traerá beneficios). el primero es el ejemplo de la persona que comprende la religión de allah y obtiene beneficios de su conocimiento, los cuales allah ha revelado a través de mí. el último ejemplo es el de una persona que no se preocupa y no toma las enseñanzas que allah reveló a través de mi (es como la tierra árida).” narrado por al bujari.

jesús les dijo a sus discípulos acerca de la propagación del reino, el cual es la más pequeña de las semillas, pero la mayor en propagación. mateo dijo: “también les propuso otra parábola: ‘el reino de los cielos se parece a  un grano de mostaza que un hombre sembró en su campo. en realidad, esta es la más pequeñas de las semillas, pero cuando crece es la más grande de las hortalizas y se convierte en un arbusto, de tal manera que los pájaros del cielo van a cobijarse en sus ramas.’ después les dijo esta otra parábola: ‘el reino de los cielos se parece a un poco de levadura que una mujer mezcla con gran cantidad de harina, hasta que fermenta toda la masa.’ todo esto lo decía jesús a la muchedumbre por medio de parábolas, y no les hablaba sin parábolas…” mateo 13: 31 – 34. (véase también marcos 4: 30 – 32.

atanasio, un sacerdote egipcio, dijo en su interpretación sobre el libro de mateo: “el ejemplo que jesús dio en el presente capítulo describe el reino de la tierra desde el principio hasta el fin. el primer ejemplo nos enseña que el reino será colocado en el corazón. el segundo, el diablo luchará contra él y colocará una espina, pero el reino crecerá y se convertirá en un gran árbol. los espíritus de la gente del reino deben fusionarse con el fin de salvar y limpiar el mundo internamente, como la levadura.”

en otro pasaje, habla sobre el control de la nueva ley sobre la ley previa, diciendo: “el reino de los cielos se parece a un tesoro escondido en un campo; un hombre lo encuentra, lo vuelve a esconder, y lleno de alegría, vende todo lo que posee y compra el campo. el reino de los cielo se parece también a un negociante que se dedicaba a buscar perlas finas; y al encontrar una de gran valor, fue a vender todo lo que tenía y la compró.” mateo 13: 44 – 46.

realizando la profecía sobre que el profeta aboliría los estatutos con su estatuto, jesús (la paz sea con él) dijo: “no piensen que vine para abolir la ley o los profetas: yo no he venido a abolir, sino a dar cumplimiento. les aseguro que no desaparecerá ni una, ni una coma de la ley, antes que desaparezcan el cielo y la tierra, hasta que todo se realice.” mateo 5: 17 – 18.

él es el mismo profeta a quien pablo llama “el perfecto”, y sólo con su llegada el estatuto será cancelado y se suprimirá. “el espíritu da a uno la sabiduría para hablar; a otro, la ciencia para enseñar, según el mismo espíritu; a otro, la fe, también en el mismo espíritu. a este se le da el don de curar, siempre en ese único espíritu; a aquel, el don de hacer milagros; a uno, el don de profecía; a otro, el don de juzgar sobre el valor de los dones del espíritu; a este, el don de lenguas; a aquel, el don de interpretarlas.” corintios 1ro 12: 8 – 10.

 

jesús (la paz sea con él) no sólo habló sobre este profeta, sino que explicó que su tiempo sería tarde en comparación con los profetas anteriores. sin embargo, eso no privaría a su nación de recibir grandes recompensas, así que dio este ejemplo y dijo: “porque el reino de los cielos se parece a un propietario que salió muy de madrugada a contratar obreros para trabajar en su viña. trató con ellos un denario por día y los envió a su viña. volvió a salir a media mañana, y al ver a otros desocupados en la plaza les dijo: ‘vayan ustedes también a mi viña y les pagaré lo que sea justo’. y ellos fueron. volvió a salir al mediodía y a media tarde, e hizo lo mismo. al caer la tarde salió de nuevo y, encontrando todavía a otros, les dijo: ‘¿cómo se han quedado todo el día aquí sin hacer nada?’ ellos le respondieron: ‘nadie nos ha contratado’. entonces les dijo: ‘vayan también ustedes a mi viña’. al terminar el día, el propietario llamó a su mayordomo y le dijo: ‘llama a los obreros y págales el jornal, comenzando por los últimos y terminando por los primeros’. fueron entonces los que habían llegado al caer la tarde y recibieron cada uno un denario. llegaron después los primeros, creyendo que iban a recibir algo más, pero recibieron igualmente un denario. y al recibirlo, protestaban contra el propietario, diciendo: ‘estos últimos trabajaron nada más que una hora, y tú les das lo mismo que a nosotros, que hemos soportado el peso del trabajo y el calor durante toda la jornada’. el propietario respondió a uno de ellos: ‘amigo, no soy injusto contigo, ¿acaso no habíamos tratado en un denario? toma lo que es tuyo y vete. quiero dar a este que llega último lo mismo que a ti. ¿no tengo derecho a disponer de mis bienes como me parece? ¿porqué tomas a mal que yo sea bueno?’ así, los últimos serán los primeros y los primeros serán los últimos.” mateo 20: 1 – 16. por lo tanto, los últimos ganaron la recompensa y compensación.

 

los últimos son los primeros como jesús (la paz sea con él) dijo, y fue confirmado por muhammad (la paz sea con él) cuando dijo: “nosotros somos los últimos, los primeros.” en otro hadiz dijo: “el ejemplo de musulmanes, judíos y cristianos es como el ejemplo de un hombre que emplea trabajadores para trabajar para él desde la mañana hasta la noche con salarios específicos. ellos trabajaron hasta el mediodía y luego dijeron: ‘no necesitamos el dinero que usted ha fijado para nosotros, y deje todo lo que hemos hecho anulado’. el hombre les responde: ‘no dejen el trabajo, completen el resto del mismo y tomen su salario completo’. pero ellos lo rechazaron y se fueron. el hombre empleó a otro lote después de ellos, y les dijo: ‘completen el resto del día y serán suyos los salarios que he fijado para el primer lote’. entonces, trabajaron hasta el momento de la oración al asr. luego dijeron: ‘deja lo que hemos hecho anulado y mantén los salarios que nos has prometido para ti mismo.’ el hombre les dijo: ‘completen el resto del trabajo, ya que resta sólo un poco de día’, pero ellos lo rechazaron. posteriormente, empleó otro lote para trabajar por el resto del día, y ellos trabajaron el resto del día hasta el atardecer, y recibieron el salario de los dos lotes anteriores. por lo tanto, ese fue el ejemplo de estas personas (musulmanes) y el ejemplo de esta luz (guía) que han aceptado voluntariamente.” narrado por al bujari.




                      Previous article                       Next article




Bookmark and Share


أضف تعليق

You need the following programs: الحجم : 2.26 ميجا الحجم : 19.8 ميجا